Páginas vistas en total

viernes, 28 de marzo de 2014


RECUERDOS DE UNA CENA
…Y UN ESCUDO
En 1971 Canales nos invitó a cenar en el Hostal Blanco por haber terminado de esculpir el escudo de la villa.
   Recientemente  mi amigo Juan Leal me ha dejado esta fotografía del día 29 de diciembre del año 1971 en la que un grupo reducido de amigos estamos cenando en el desaparecido Hostal Blanco. Fue una especial invitación de Francisco Gómez Canales, pues había terminado de esculpir en piedra el escudo heráldico de La Roda en la nueva fachada del Ayuntamiento y quiso celebrarlo con Paco Huedo, Antonio Cebrián, Antonio Monsalve  y  Adolfo Martínez. En la foto testimonial nos vemos junto a Canales y el camarero que nos atendía, Juan Leal, (la foto creo que la hizo Manuel Barco).


   Fueron memorables aquellos momentos, y especialmente original el protocolo del  inicio del evento, cuando Francisco quiso que imitáramos la costumbre de algún emperador romano  y, un comensal tras otro,  nos laváramos los dedos de las manos,  pero no con agua, sino con el champán que el camarero nos iba  derramando sobre una apropiada cubitera.

El escudo de la villa esculpido por Canales en 1971 en
la fachada de nuestro Ayuntamiento 

   No era para menos. Allí, en la fachada de la Casa Consistorial,  quedaba  para siempre su escudo  perfectamente labrado ¡Y había que celebrarlo! Algunos recordarán aún a Francisco  sobre el andamio, esculpiendo las blancas piedras incrustadas  en la pared, incansable día tras día, dando forma al escudo de la villa.


   Esta fotografía me trae otros recuerdos ligados a la simbología e historia del  escudo heráldico de la villa, del que ya nos dejaron escritas algunas de sus características los rodenses  del siglo XVI  y  del que investigué,  veintiocho años después de aquella cena, su evolución a través del tiempo hasta llegar al que había esculpido Canales:


   Aquellas piedras blancas procedían de las viejas canteras de Pozoamargo. Canales las trabajó con seguridad y maestría empleando los cinceles y punteros  que él mismo se fabricaba en la fragua del herrero  Florentino Belmonte.

   El escudo está timbrado con la corona real, porque nuestra villa ha pertenecido a los reyes de España desde la época de los Reyes Católicos. Éstos habían prometido que serían de realengo todos los lugares que se levantaran en armas - por su propia iniciativa - contra el Marqués de Villena  antes del 8 de septiembre de 1476, y La Roda fue uno de esos  fieles lugares. En consecuencia, también  el escudo de la villa lleva un lema o divisa  en su bordura que dice: La Muy Noble y Muy Leal Villa de La Roda , que son las palabras  con las que la reina Isabel "La Católica" nos distinguió en su carta del día 24 de octubre de 1476 al otorgarnos otro privilegio más , que se sumaba a los que ya disfrutaba  esta localidad desde los tiempos de "los Manuel". 

         
   En el centro lleva un castillo almenado en recuerdo del castillo que hubo en el lugar donde hoy está la iglesia parroquial. En ambos lados del castillo se observan dos letras mayúsculas que lo acompañan: a su derecha la R, por Roda, y a su izquierda la F por Fuerte. La  puerta del castillo está cerrada  como símbolo de fidelidad y muestra bajo el portón un reguero de sangre alegórico  a la derramada en las muertes de  unos nobles  cristianos de tiempos del rey Alfonso VI, mediante el engaño y traición de los moros que habitaban en el castillo.

   Si para comprobar los “esmaltes” (metales y colores)  con los que debe pintarse el escudo analizáramos las publicaciones del Ayuntamiento en sus diversas épocas y Corporaciones, como pueden ser los anuales "libros de fiestas " etc., observaríamos que presentan algunas variaciones, especialmente en su  " campo"  o fondo  y en  el lema o divisa. Y los primeros dibujos y colores correctos serían los que vemos en el "fallero" del año 1975, en el que se muestra por primera vez el escudo en color una vez remodelado  según las recomendaciones de la Real Academia de la Historia, pues  el esmalte metal de las letras del lema que lleva en la bordura debe ser en oro  ( es decir pintado de amarillo).
 Los correctos esmaltes del escudo de la villa 

  Pero mucho más tenemos que escribir sobre las figuras que aparecen en este escudo de la villa , y también sobre su historia : Nuestro amigo  Canales fue el primer artista que dibujó y dio relieve a este escudo  de acuerdo con las leyes o normas heráldicas, ya que el escudo oficial  que hasta entonces habíamos conocido y que había sido diseñado arbitraria y caprichosamente por dibujantes  o historiadores locales - con buena voluntad  pero sin asesoramiento o  conocimientos  heráldicos - eran incorrectos al estar timbrados con yelmo (casco o celada) en vez de con corona real.

    La información veraz, y por lo tanto base documental fidedigna para timbrar correctamente el escudo de la villa, nos lo proporcionaron los propios rodenses del siglo XVI a través del escribano público  de La Roda, Diego Pérez de Tebar , que escribió  por dictado de los regidores Juan Carrasco y el Licenciado Monteagudo Gasca y Medina  todos sus detalles y figuras, añadiendo en su capítulo sexto:  "...que esta Villa es de su Majestad una de las que redujeron en este Marquesado de Villena a la Corona Real."  Se puede deducir claramente  que el timbre del escudo era la corona real. (También nos especificaron en su descripción que la R estaba centrada en el castillo mientras que la F lo rodeaba, colocación original que con el paso del tiempo  no se mantuvo y  jamás hemos visto, cambiando sus colocaciones a los lados del castillo).


   En 1787 el timbre del escudo seguía siendo el correcto, con la corona real, pues en ese año escribió el cura rodense Jerónimo de la Serna al historiador y geógrafo Tomás López informándole sobre La Roda :"...Esta Villa tiene por armas y escudo un castillo con Corona abierta, una R griega en medio con una F que rodea el castillo , y por Orla tiene un rotulo que dice: La muy noble y leal Villa de La Roda..."
                                
Sello municipal con el escudo que se utilizó hasta 1860
   Posteriormente, el escudo  de la villa - reflejado en el caucho de los sellos oficiales del Ayuntamiento local - sufrió varias modificaciones a través de los años y los caprichos de los ediles,  cambiándose la posición central de las iniciales R y F a ambos lados del castillo.



   Y en otra época, hasta el 30 de abril de 1860,  figuraba también un guerrero de pie encima del castillo, y a partir de esta fecha se modificó y diseñó otro sello de caucho municipal por estar el anterior muy deteriorado, desapareciendo el guerrero sobre el castillo. 

Desde abril de 1860 se utilizó este otro escudo
    Y habría que recordar  el  posterior escudo en relieve, forjado o repujado en metal  y timbrado caprichosamente con yelmo, que presidía la fachada vieja del Ayuntamiento  y aún preside nuestras galas literarias de agosto: obra personal del gran artista y alcalde de La Roda en la dictadura de Primo de Rivera , Benjamín Martínez . Podría ser que en alguno de aquellos años (por 1926) , si no antes,  se   empezara a timbrar incorrectamente nuestro escudo con celada. Conocemos  que en 1953 y años sucesivos también se timbraba así, aunque  no lo vemos dibujado en los libros de fiestas hasta el año 1955.

 
  Pero La Real Academia de la Historia, en dictamen emitido con fecha 13 de junio de  1960  , al tramitarse la aprobación del Reglamento de Honores y Distinciones de  La Roda ,   "... consideró que nada tenía que oponerse al escudo de armas que venía utilizando la Villa de La Roda, salvo estimar que constituía infracción heráldica el timbrar el mismo con casco o celada, , cuando por ser escudo de Corporación, y haberlo sido siempre como Villa dependiente de la corona, debía timbrarse con corona real" .

   Enterada  del dictamen de la Real Academia la entonces creada "Comisión de Estudios Históricos Locales" compuesta por Antón Moratalla Santón, Antonio de la Hoz  Jornet y Antonio Córdoba Lara, junto al alcalde Antonio García Villodre y su secretario particular Juan Charco Aranda, acordaron el 7 de noviembre de 1960 acatar lo dispuesto  y timbrar el escudo con corona en vez de con celada. Pero incomprensiblemente se siguió utilizando el escudo mal timbrado, como se comprueba en los libros de fiestas de esos años - algunos, desde 1956 hasta 1965, simples trípticos de cartulina - , hasta que en 1969  siendo alcalde Francisco de Paula Jiménez, por primera vez aparece dibujado el nuevo escudo ¡con corona! (en cuya configuración seguramente tuvo mucho que ver Canales), aunque en el programa oficial (dentro del "libro") se veía todavía el timbrado con celada.

   Desde 1970, siendo alcalde Eduardo Grande Puertas,  hasta nuestros días , se contemplará siempre el correcto y actual, pese a que, algunas veces, se alteren sus esmaltes  

En 1985, tras abundantes lluvias, apareció este hundimiento junto a la iglesia,
el cual  fotografié y mostraba el techo apuntado de una galería.  

Por obras o por  lluvias siempre aparecieron cuevas

   Respecto al castillo que presenta el escudo, alegórico al que en tiempos antiguos  existió en nuestro pueblo, ...está documentada su ubicación en el cerro donde hoy se levanta el templo de El Salvador ,  pues  de sus restos  - que  perduraron hasta el siglo XX - nos dejan constancia  algunos testigos de otras épocas .(Sobre estas pruebas y las galerías que aún existen dediqué todo un capítulo en mi libro "Paseo de reflexiones por la historia de La Roda" ).                                             

   Sobre el reguero de sangre saliendo por debajo del portón del castillo pudo ser incorporado  en el año 1953, cuando se publicó timbrado impropiamente con el yelmo de hidalgo, pues en las descripciones y dibujos anteriores a este año no aparece dicho reguero. Sobre estos hechos históricamente reales de la “Traición de Roda  o Rueda”, existen fuertes contradicciones de prestigiosos historiadores (Marqués de Lozoya, Luis Suárez Fernández, Ramón Menéndez Pidal, Julián Zarco Cuevas, Gonzalo Martínez Diez...) que los dan por  ocurridos en otro lugar de España con el mismo nombre.

  La falta de vestigios físicos o restos antiguos de aquella época -  salvo las viejas cuevas existentes en las entrañas de los alrededores de la iglesia -  pesa negativamente  y en contra de la leyenda, pareciendo  increíble que fuéramos protagonistas de estos hechos, aunque hace 435  años  los rodenses  los describieron ya como ciertos y ocurridos  aquí. Y  para nuestra conformidad  y consuelo podríamos recordar que  ¡casi todos los escudos de las ciudades de España y de sus linajes, guardan   legendarias historias  y leyendas envueltas entre la irrealidad  y el misterio, las cuales  nadie puede realmente afirmar o negar!
En 1996 tuve acceso a las galerías del castillo  que
aún  existían bajo los viejos corralones de una casa
cercana al templo y fotografié algunas de ellas.

  Nuestro escudo fue definitivamente "legalizado" y aprobado en los años del alcalde Sixto González, cuya Corporación , tras los estudios , asesoramientos y acuerdos correspondientes, lo elevó como definitivo en acuerdo plenario del 30 de junio de 1992, completando al anterior del 31 de marzo en el que  inicialmente ya se daba por bueno  su diseño   tradicional con las correcciones aplicadas, manteniendo y conservando  el presente  y actual escudo, y por lo tanto desestimando las últimas recomendaciones negativas y poco afortunadas de personas y organismos muy acreditados , como eran la Real Academia de la Historia o el Instituto de Estudios Albacetenses, que por no escudriñar ávidamente en la escasa documentación existente sobre nuestro escudo e historia, aconsejaban a nuestra Corporación en  sus informes  quitarle  su bordura y divisa - tal vez por creerlas una invención reciente - entre otros elementos más que  lo habrían destrozado en su arraigada imagen. Afortunadamente, aquella Corporación decidió  con prudencia  y sabiduría mantenerlo  en su composición tradicional, como siempre lo conocimos, pero timbrándolo con corona y  pintado con sus esmaltes correctos. 

   Y finalmentre, en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha nº 29,  del 3 de junio de 1994 , fue publicada su aprobación mediante la Orden del 19 de mayo  por el Consejero de Administraciones Públicas Antonio Pina Martínez y descrito oficialmente  así:
"Escudo español: De azur , un castillo de plata mazonado de sable, con puerta cerrada de la que sale un reguero de sangre y terrasado de oro. Acompañado de las letras mayúsculas "R" y "F", de plata. Bordura de gules cargada de la inscripción "MUY NOBLE Y MUY LEAL VILLA DE LA RODA", de oro. Al timbre, corona real cerrada."

                                                 ADOLFO MARTÍNEZ GARCIA                                                      

No hay comentarios:

Publicar un comentario