Páginas vistas en total

viernes, 19 de junio de 2015


AQUELLAS DESTRUCCIONES EN LA IGLESIA
(por Adolfo Martínez García)

Cuando estaba escribiendo el artículo anterior de este blog  con motivo de la traída y  estancia en esta localidad de la imagen de la Virgen de los Remedios, mencionaba que  la primitiva imagen formaba parte del pasaje  bíblico de la Anunciación e iba acompañaba  del  arcángel San Gabriel, etc. etc. Y mientras aludía a su destrucción y quema en Fuensanta, durante la guerra civil de 1936,  por irreverentes individuos, ateos y artísticamente incultos,  me acordé  por asociación de ideas― de un  interesante documento donde se enumeran los desmanes y destrucciones que también  ocurrieron  en La Roda a través de individuos de igual calaña.

   Pensé entonces que no vendría mal el publicar  algún día aquel documento con las  destrucciones que el párroco de La Roda mecanografió  en el año 1940,  casi recién terminada la cruel contienda entre hermanos, pues siempre habrá personas interesadas en encontrar datos de aquellos tiempos.

   Y ya que, dos buenos amigos y compañeros en  comunes intereses artísticos  y defensa de nuestro patrimonio,  me pidieron  hace semanas que les facilitara una copia digital de la fotografía que poseo del Cristo Crucificado que formaba  parte del  “Altar del Santo Cristo”, situado en la “Capilla del Cristo de la Pasión”, también llamada “Capilla del Pilar”, (entrando al templo, la segunda a mano derecha), aprovecho ahora la ocasión con este nuevo artículo para  satisfacer  su petición y deseos.

  Antiguamente, dicha capilla era conocida popularmente como “de los Oñates”, (ver mi libro “Tradición y Creencias…” pág.42). Y según el inventario general realizado por el párroco don Gerardo González García entre 1924 y 1926,  en sus págs. 1 a 35, donde figuraba el “Altar del Santo Cristo”, también era llamada “de los Escobares” porque a esta familia le correspondía su conservación, y así mismo se le llamaba “de los Arces” porque, personalmente,  la cuidaba “…doña Rosa Escobar, viuda de Arce”.
   Ante aquel Cristo traído de Italia se cantaba en los Viernes Santos “El Miserere”, según dejó manuscrito mi recordado maestro de Primaria don Antonio de la Hoz. La imagen era de tamaño natural y, como se ve en la fotografía, llevaba adosados a su alrededor varios emblemas  de la Pasión creados en bajorrelieve.

    Creo oportuno  publicar ahora este trabajo con  aquel interesante contenido de las destrucciones artísticas  del templo parroquial,mas la foto digitalizada del Cristo, atendiendo a estos amigos rodenses que están, como siempre, haciendo buenos y trascendentes trabajos en favor de nuestra villa y de sus gentes.

   La copia del  documento que publico,  apenas puede leerse en algunos tramos seguramente porque “la cinta” de  la antigua “máquina de escribir”  del señor cura-párroco estaba muy desgastada y su tinta casi extinguida. Por ello,  primero pensé volver a reescribir su texto para comodidad de los lectores interesados en sus contenidos; pero creo que resultará más convincente y auténtico transmitirlo tal y como está, aunque sea más incómodo de leer: 


No hay comentarios:

Publicar un comentario